RIBALTA

––
Sobre nosotros


Ribalta i Fills, SA es una empresa líder en el sector de la construcción gracias a su larga experiencia y decidida proyección. Ubicada en Oliana, en la provincia de Lleida, Ribalta está especializada en la construcción de edificación, obra civil e inmobiliaria, así como en la gestión de residuos, transporte y alquiler de maquinaria, entre otros. Además, se dedica a la fabricación y comercialización de hormigón y áridos.

El objetivo de la empresa es dar al cliente las máximas facilidades, aconsejándole en todo el proceso. Por este motivo, Ribalta desarrolla los proyectos en su totalidad, tanto en el asesoramiento, como en la ejecución, gestión, control de calidad, seguridad y salud, certificados de final de obra, entre otros.


 

––
Orígenes


Sus orígenes hay que buscarlos en 1967 en la población de Oliana cuando Ramon Ribalta Costa pone los cimientos de una empresa de construcción que, a lo largo de los años, ha progresado de forma sólida y con un incremento constante del volumen de obra. En 1989, la empresa se transforma en la estructura corporativa actual, adoptando el nombre de Ribalta i Fills, S.A. A pesar de ampliar sus campos de negocio la construcción siempre ha sido el eje vertebrador de la empresa, junto a la fabricación de hormigón.

Durante los años 90, la empresa creció considerablemente e inició un proceso de especialización creando una oficina técnica. Es en este momento la compañía opta a concursos de obras públicas y, año tras año, aumenta su calificación empresarial en el Registro de Empresas Clasificadas. En los últimos años, Ribalta ha conseguido la K7e como empresa especializada en obras de restauración del patrimonio histórico-artístico.


––
Equipo humano y territorio


La progresión de Ribalta no se entendería sin la apuesta por un modelo profesional basado en la formación, experiencia y estabilidad laboral de sus trabajadores y su fuerte implantación en la zona norte de la provincia de Lleida, principalmente en el Alt Urgell, la Cerdanya, la Segarra, la Noguera y el Solsonés. De hecho, aunque Ribalta tiene sus oficinas centrales en Oliana (donde dispone también de almacenes y diferentes equipamientos), cuenta con delegaciones en la Seu d'Urgell y Guissona.

Trabajar desde el territorio y para el territorio garantiza al usuario final que el trabajo estará bien ejecutado y que, en caso de cualquier incidencia, tendrá una respuesta rápida y efectiva. Por este motivo, Ribalta dispone de una cartera de clientes muy fidelizada. La producción de Ribalta está enfocada, de forma casi equitativa, tanto en el sector público como en el privado, si bien en los últimos años ha aumentado la obra privada.